Cuadernos de las coimas

Ortiz Municoy y Parolari adhirieron a la ley de blanqueo en 2016

Los empresarios marplatenses procesados por lavado de activos en la causa de los cuadernos de las coimas declararon inmuebles en Mar del Plata, Miami y Punta del Este y cuentas en el exterior. También se sumaron al sinceramiento fiscal algunos de sus familiares.

Por Redacción

martes 19 de febrero, 2019

Los empresarios marplatenses Elizabeth Ortiz Municoy y Osvaldo Fabián Parolari -procesados por lavado de dinero en la causa de los cuadernos de las coimas- adhirieron en 2016 a ley de sinceramiento fiscal que aprobó el entonces flamante gobierno de Mauricio Macri.

Ambos formaron parte del entramado de testaferros que usó Daniel Muñoz, el ex secretario de Néstor Kirchner, para lavar 70 millones de dólares en los Estados Unidos, con la compra de 16 propiedades en Nueva York y Miami que, cuando estalló el escándalo de los Panamá Papers, se apuraron a vender.

En la información que la AFIP le envió al juez Claudio Bonadio y a los fiscales Carlos Stornelli y Carlos Rívolo, se detalla que, además de Ortiz Municoy y Parolari, adhirieron al blanqueo la madre de la primera, Elba Diamantina Municoy, y Oriana Valeria Sícaro, esposa del segundo. También se sumaron al sinceramiento fiscal otras 5 personas del entorno de Carolina Pochetti, la viuda de Muñoz.

Según Infobae, que accedió al fallo del procesamiento, de la documentación aportada al expediente surge que Ortiz Municoy declaró un inmueble sito en Brickell Avenue 1607, en Miami, que adquirió en diciembre de 2015 y tres cuentas en el extranjero con una suma total de 146.306 dólares.

Por su parte, su madre declaró dos inmuebles en Mar del Plata -ambos en el barrio Los Troncos- por un total de $13.891.780 y dos automóviles marca Mercedes Benz por la suma total $1.593.300. También reportó un departamento en 6 Street 3205, Miami, adquirido en junio de 2014 por $9.256.250, y dos cuentas en Estados Unidos en las que acreditó $480.833,31.

En tanto, Parolari declaró un inmueble en el faro de José Ignacio, en Uruguay, por $2.369.600, adquirido en noviembre de 2015; y su esposa declaró un departamento en Mar del Plata por la suma de $2.073.400, adquirido en diciembre de 2015. También aparecen en la lista un automóvil de $310.400. Además, la hija de Parolari compró un automóvil en agosto de 2015 por $393.800.

Comentarios