Miércoles agitado: una jornada al compás de las declaraciones políticas

Con la moneda estadounidense en alza, el día se inició con un pedido de disculpas del presidente Macri y una serie de medidas económicas para paliar la crisis, apoyadas por los ministros de distintos sectores, y la conversación con Alberto Fernández, en tiempos de una política intensa.

Por Redacción

miércoles 14 de agosto, 2019

Miércoles intenso. Jornada agitada para los principales actores de la política nacional, que dirigen los destinos de una Argentina sumida en una crisis económica, con un dólar incontrolable. Ante esta cuestión, el presidente Macri comunicó nuevas medidas para paliar la dura situación que atraviesan los ciudadanos. También tuvo una conversación con Alberto Fernández, mientras que la ministra de Salud y Desarrollo Social, Carolina Stanley, el ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio, el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich y el ministro de Producción, Dante Sica fueron los voceros tras la reunión de Gabinete con el mandatario.

Tras el contundente triunfo del kirchnerismo en las primarias, el presidente Mauricio Macri anunció un paquete de medidas económicas para paliar el efecto de la devaluación y llevar “alivio” a 17 millones de trabajadores y familias. Y pidió “disculpas” por sus declaraciones durante la conferencia de prensa del pasado lunes, cuando responsabilizó al kirchnerismo por el temblor en los mercados y la suba del dólar que generó la derrota del oficialismo. “Respeto profundamente la decisión de los argentinos”, sostuvo en un giro de su postura. Hizo autocrítica y convocó al diálogo a sus rivales electorales.

Entre otras cuestiones, el mandatario anunció que habrá un bono extra para los trabajadores privados de 2 mil pesos y otro de 5 mil para los estatales. Además, se modificará el mínimo no imponible de Ganancias; habrá un congelamiento del precio de las naftas por 90 días, y una moratoria para Pymes.

Más tarde tuvo lugar la conversación telefónica con su opositor Alberto Fernández. Tras la cual, vía redes sociales, el jefe del Estado dijo que “recién tuvimos una buena y larga conversación telefónica con Alberto Fernández. Él se comprometió a colaborar en todo lo posible para que este proceso electoral, y la incertidumbre política que genera, afecte lo menos posible a la economía de los argentinos”.

En consonancia con las medidas adoptadas en la reunión de Gabinete, la ministra de Salud y Desarrollo Social, Carolina Stanley, expresó que el presidente anunció un paquete de medidas económicas “para aliviar la situación de la gente que está más angustiada y así poder llegar a todos los trabajadores”. Y afirmó: “No va a haber aumento de tarifas ni de combustible”

Previamente, el ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio, dijo que las medidas se adoptaron porque el mandatario “escuchó el mensaje de la gente, lo entendió y por eso tomó estas medidas”.

Por su parte, durante la tarde de este miércoles, el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, aseguró que la conversación entre Mauricio Macri y Alberto Fernández fue “constructiva” y que el candidato presidencial del Frente de Todos le ratificó al presidente que trabajará para “generar condiciones de calma en los mercados frente a un eventual cambio de gobierno”.

Por su parte, respecto a los hipotecados en créditos UVA, el ministro de Producción, Dante Sica, aseguró que “se está buscando una solución para llevar alivio a ese sector”.  Indicó que la solución se está trabajando en el ámbito del ministerio del Interior.

El candidato a presidente del Frente de Todos, Alberto Fernández, brindó una conferencia de prensa en la que ratificó que mantuvo una buena charla con Mauricio Macri y aseguró que, si bien tienen visiones distintas sobre la economía del país, su propuesta “no supone riesgos de default ni de no pagar la deuda”. Además, Fernández remarcó la importancia de llevar calma a la sociedad y a los mercados durante los próximos meses. “El Presidente tiene que llegar al 10 de diciembre”, aseguró.

Mientras tanto, el dólar se operó con firme tendencia alcista luego del paquete económico anunciado. El Banco Central efectuó por primera vez ventas por un total de USD 250 millones, el máximo diario permitido por el FMI para evitar “movimientos disruptivos” en la cotización. A esas divisas hay que sumar los USD 60 millones diarios a cuenta del Tesoro que se inyectan para fortalecer la oferta mayorista, acción que tiene continuidad desde el pasado 15 de abril. Y, en definitiva, la divisa estadounidense cerró en esta jornada por encima de los $62.

Comentarios