Transporte: entre el fracaso, rupturas políticas y otra Emergencia

Tras el fracaso del proyecto del Ejecutivo en el Concejo Deliberante, la UTA se mostró preocupada por el futuro del servicio en las próximas semanas, cuando finalice el actual contrato. Desde el oficialismo evalúan reflotar la iniciativa. Todos los detalles de lo acontecido en las últimas horas en el Palacio comunal.

Por Redacción

sábado 8 de mayo, 2021

Por Marcelo Marcel

Tras el naufragio del Expediente del Pliego del transporte, que desató automáticamente una fuerte crisis política en el Ejecutivo local con pedido de renuncias de funcionarios y una ruptura en el Honorable Concejo Deliberante, el tema principal de agenda subrayado con fibrón multicolor en el escritorio de Guillermo Montenegro es el servicio esencial del transporte público de pasajeros y su finalización el próximo 19 de junio. Una cuenta a contrarreloj que tiene por delante 42 días corridos.  

El estallido se dio en el tratamiento del Expediente en la comisión de Legislación, luego de conseguir dictamen tras 3 meses en Movilidad Urbana.  Allí, el concejal Alejandro Carrancio propuso una batería de modificaciones que derivó en su voto negativo (ante lo que consideró, "una escasa respuesta" de Gobierno a sus observaciones) y el Expediente fue archivado. 

En el medio, no fueron menores las declaraciones del secretario de Gobierno en CNN Radio Mar del Plata -que luego formaron parte de una nota en El Marplatense- donde Santiago Bonifatti dejaba en claro que "la política estaba metiendo la cola" en la discusión del nuevo Pliego.

Una situación que desde este medio ya se había advertido, mostraba claramente que dentro del bloque de concejales del Intendente se presentaban dificultades en el avance del Expediente en cuestión. El pasado 9 de abril, El Marplatense titulaba: "Sin consenso, la comisión de Legislación tratará el polémico Pliego del Transporte". Todo un anticipo.

Lo que sucedió luego es todo conocido: Guillermo Montenegro llamó el pasado martes por la mañana al senador Lucas Fiorini y le comunicó lo que había decidido con los cuatro funcionarios que responden al legislador provincial. Les pidió la renuncia y tras ello, el edil de Crear-Unidos oficializó su salida a Vamos Juntos pero no a Juntos por el Cambio.

Desde ese bunker señalan que "la bronca no tuvo el mismo eco en otro tema importante del Ejecutivo como el Expediente de los incentivos a la construcción que se elevó en octubre y se aprobó hoy (por el jueves). Ahí nadie se enojo, parece y pasaron 7 meses", subrayaron fuentes consultadas.

El panorama es realmente complejo. Quienes conocen los pasillos del Palacio comunal aseguran que "nunca se estuvo tan cerca de una situación límite" en un servicio considerado -junto a la recolección de residuos sólidos urbanos-, el más importante que tiene General Pueyrredon.

Ante todo ello, el presidente de la comisión de Movilidad Urbana Agustín Neme, puso en el Orden del día de la reunión de la próxima semana los tres temas relacionados al transporte: la nota 149 presentada a Guillermo Montenegro donde se solicita la prórroga del contrato de concesión por 3 años, la número 34 que pide el aumento del boleto y la 40, de la CAMETAP, donde se solicita la Emergencia del Transporte por la crisis del coronavirus. En esa nota se señala que, en caso de que prosperen las medidas de fuerza del STM, que amenazan con un nuevo paro pero de 72 horas, la reunión se pasará al jueves 13.

 

El secretario gremial de la UTA, Gaspar Peralta, mostró su preocupación ante el inminente vencimiento del contrato del transporte en General Pueyrredón ya que al caerse el nuevo Pliego, solo la prórroga será el camino más llano para la continuidad del servicio esencial en la ciudad.

"Nosotros vamos a acompañar lo que sea mejor para el transporte de Mar del Plata, pero es un tema empresarial y del Municipio", dijo el gremialista en diálogo con CNN Radio Mar del Plata (Fm 88.3).

"Nuestro secretario adjunto está en permanente contacto y es quien nos traslada las novedades, pero no creo que Mar del Plata se quede sin transporte, de ninguna manera", sentenció.

"Desde la UTA tenemos una cierta preocupación porque se trata de la fuente de trabajo de los compañeros, acá se trata de miles de familias, pero confiamos en que todo llegará a buen puerto y el transporte seguirá funcionando. De ninguna manera pensamos otra cosa. El transporte es el alma de Mar del Plata", agregó Peralta.

Mientras tanto, desde el Ejecutivo local afirman que "el expediente de la licitación no está muerto". Sucede que algunos sectores de Juntos por el Cambio están planteando que Carrancio podría ser separado de la comisión de Legislación y que ese lugar sea ocupado por un edil de Vamos Juntos.

Con esa posible maniobra, el oficialismo tendría los votos necesarios para que el expediente sea aprobado en las comisiones de Movilidad Urbana y Legislación, y que llegue al recinto en el mes de junio para que se someta a votación en una nueva sesión ordinaria del cuerpo legislativo. Por lo pronto, Carrancio ya avisó: "No voy a renunciar a las comisiones de Legislación y Hacienda", dijo el edil en declaraciones a CNN Radio Mar del Plata, FM 88.3.

Sin embargo, otro sector del oficialismo está planteando "que el Ejecutivo local retire el Expediente del nuevo Pliego del Concejo Deliberante" con el objetivo de que "se realicen modificaciones", contaron a este medio conocedores de los pasillos comunales.

En las últimas horas en las redes sociales, Carrancio publicó una carta abierta titulada "Mi voto fue por la gente, no me voy de Juntos por el Cambio", donde explicó su voto negativo en la comisión de Legislación del HCD.

En el documento, el concejal de Crear manifestó que "estoy convencido que las modificaciones que acerqué al expediente en cuestión mejoraban el pliego. Tal como estaba planteado, no defendía a los usuarios, el control sobre el servicio repetía deficiencias actuales y hubiese tenido como mínimo 20 años de vigencia. Los vecinos terminarían abonando de su bolsillo costos de obras que por su elevado valor y las pocas precisiones sobre su conformación iban a incrementar desmedidamente el valor de la tarifa del boleto".

En esa línea, el exconcejal Daniel Sosa, quien fuera presidente de la comisión de Transporte en su paso por el HCD, lanzó en las últimas horas un comunicado tras el fracaso del proceso de licitación del transporte.

En la gacetilla, que llegó a la redacción de El Marplatense, el exedil afirmó que "la crisis interna desatada por el voto negativo del presidente de bloque oficialista no se puede resumir solamente a eso como intenta el Ejecutivo. Resulta muy llamativo que las mismas críticas hagan eco en un edil oficialista, en cuanto es lo mismo que vienen planteando los bloques opositores".

"¿Por qué intentó darle trámite exprés a la licitación del transporte? ¿Por qué se intenta darle 27 años de concesión (20 + más 7 a los de prórroga cuando no está claro y fundado en la inversión? ¿Por que está tan interesado en que salga una licitación donde por ejemplo la construcción de cuatro terminales en la que parece sobreestimada en 2.220 millones…?", se preguntó.

Y dijo que "dicen que sale 1.075 millones de pesos cada una de las terminales y según los datos de constructores salen 520 millones cada una y que este gasto redunda en el costo que pagan los usuarios y que funda la extensión de plazo? O sea 4.300 cuatro mil trescientos millones se estipula en el pliego contra el costo real 2.080 dos mil ochenta millones. Esto es escandaloso".

"¿Dónde quedaba la diferencia del dinero? Los 2.220 millones y cuál es el beneficio económico de los años de mayor concesión. ¿Por qué se avaló que cada service de las unidades ( 540 colectivos ) tenga un costo en 'sus' propios talleres de un millón cuando se asegura en los talleres particulares de la ciudad y de todo el país que sale de 180.000 mil a 250.000 pesos por unidad?", añadió

"La exorbitante diferencia de costos de los servis es de una diferencia de 424 millones de pesos, la pregunta surge sola a ¿Dónde querían que vaya ese dinero? Observando algunos ítems y números no parece que se defienda a la gente, está muy en claro los beneficiarios. Todas estas preguntas el intendente no las responde e intenta disimularlas con una pelea interna", finalizó.

Comentarios